Concejo Municipal 2019 – 2022

Concejo Municipal 2019 – 2022

WALTER AGIP ROJAS

Organización Política: CAJAMARCA SIEMPRE VERDE

Cargo: ALCALDE DISTRITAL

 

SEGUNDO JOSE GARCIA RAMIREZ

Organización Política: CAJAMARCA SIEMPRE VERDE

Cargo: REGIDOR DISTRITAL

OSCAR BERNAL CIEZA

Organización Política: CAJAMARCA SIEMPRE VERDE

Cargo: REGIDOR DISTRITAL

SHEILA KELITH SANCHEZ FUSTAMANTE

Organización Política: CAJAMARCA SIEMPRE VERDE

Cargo: REGIDOR DISTRITAL

NELSON ROBERT SANCHEZ TANTALEAN

Organización Política: CAJAMARCA SIEMPRE VERDE

Cargo: REGIDOR DISTRITAL

CESAR ADAN CIEZA BURGA

Organización Política: MOVIMIENTO DE AFIRMACION SOCIAL

Cargo: REGIDOR DISTRITAL

Los Pañones

LOS PAÑONES
El pañón es una prenda femenina de vestir, un rebozo o chal hecho a mano, tan original y artístico que goza de la afición y preferencia de propios y extraños.
Aparte de ser un tejido útil y hermoso, reviste una singular importancia por la actividad laboral que implica.
El pañón es aspiración permanente, inquietud ancestral, sueño, preocupación y desvelo, ocupación amena y trabajo minucioso, arte y oficio característicos.
El pañón es disfrute de alegrías y vivencias, alfombra del amor y paño de las lágrimas de la mujer humilde y laboriosa forjadora de esperanzas y grandezas: la mujer tacabambina.
El pañón es la satisfacción, el sustento y la tradición obreril de un pueblo sencillo y antiguo, enclavado en el corazón de la región nor oriental, aprisionado en los resquicios del Ande, allí donde el verdor es su intrínseca característica, dual al sempiterno azul del cielo, con un clima agradabilísimo y abundancia de agua en sus ríos, quebradas y manantiales cristalinos.
En estos lares las mujeres conservan con sus manos una de las tantas peculiaridades de su terruño: “los pañones”; y es que en ningún otro lugar los hacen tan buenos, bonitos y baratos. Ellas los usan como tapado en reemplazo de la lliclla de lana o bayeta y como cargador según se acostumbra para llevar a sus bebés a la espalda o amarrados al costado mientras siguen trabajando en otros menesteres.
Los que saben las bondades de este tejido acuden a Tacabamba para comprarlos, o los que por paseo o por conocer “la sucursal del cielo” viajan a esta “tierra de las limas”, adquieren el pañón como recuerdo, los turistas en especial, aprecian sobremanera esta muestra de artesanía. Es frecuente verlos en Lima, Trujillo y otras ciudades en las presentaciones y concursos de marinera.
Los pañones son manufacturas tejidas en algodón, de forma rectangular, con flecos en los extremos llamados blondas. Los de tamaño grande miden tres varas y una cuarta (2.70 m) y los chicos dos varas (1.66 m); el ancho es de una vara y una cuarta (1.04 m) y una vara (0.83 m) respectivamente.
Las blondas artísticamente amarradas o laboreadas miden 0.30 m por el ancho del pañón. Su color varía entre el azul intenso, azul claro y el blanco. Recientemente se está innovando el estilo multicolor. También se están generalizando nuevos usos, como adornos en las salas, sobremesas en los comedores, tapado de muebles y asientos de carro, moda de turistas, atuendo de marinera, etc.
Tradicionalmente se hacen en tres estilos: fondo azul, fondo blanco y de dos ases.
El pañón de fondo azul es el más generalizado o popular, sus jaspes blancos le dan característica presentación.
El de fondo blanco es más artístico y elegante, requiere de mayor trabajo y por supuesto, es mucho más costoso que el primero.
El de dos ases es la combinación de los dos anteriores, fondo azul por un lado y fondo blanco por el otro. Estos pañones los confeccionan a pedido de las personas de gustos refinados.
En la elaboración de estas manufacturas se pueden anotar hasta doce actividades diferentes que ocupan a las artesanas por especialidades.
1. Conseguir al algodón que se trae de Amazonas o Piura, pues en el lugar se ha dejado de cultivar, como exitosamente antes se hacía.
2. Desmotado, que consiste en sacar las pepitas o semillas.
3. Descarmenado, extendiendo y desmenuzando cuidadosamente las fibras del algodón, formando rollos o copos para facilitar el hilado.
4. Hilado, que es la elaboración del hilo fino y torcido, para lo que se emplean dos utensilios tradicionales: la rueca y el huso. La primera es una varilla de madera dura (lloque), de un metro de largo, en cuyo extremo se amarra el copo de algodón y el otro se sujeta a la faja que llevan a la cintura las hilanderas. También la rueca es arma ofensiva que las mujeres sacan a relucir y esgrimen con destreza durante las pendencias. El huso es una varilla pequeña (0.30 m) en cuyo extremo va incrustado el tortero que improvisan de cáscara o nervadura de repollo para facilitar el torcido. El resto del huso sirve para envolver el hilo.Hay que destacar que el hilado lo hacen simultáneamente con otros quehaceres, como pastoreo, caminatas, cuidado de chacras, cocinando y en las prolongadas conversaciones.
5. Ovillado, que consiste en hacer ovillos redondos con envolturas concéntricas para presentar un trabajo armoniosamente perfecto.
6. Urdido, proceso por el cual se disponen y complican los hilos para el tejido, en un aparato casero de madera llamado urdidera, con cinco estacas o más, por las que se cruza el hilo, disponen las tramas y se acondicionan las dos alcaldas o extremos.
7. Empitado, que es un trabajo artístico, minucioso y especializado en que se amarran los hilos urdidos con fibras de penca pita, amarras que determinan las partes que no serán teñidas y por tanto el fondo azul o blanco y las formas de los jaspes que caracterizarán la obra.
8. Teñido, es labor exclusiva de ciertas personas que se han especializado en el tinte azul añil, con metodología y secretos para fijar el color y hacerlo indeleble. Por falta de guantes estas trabajadoras llevan las manos y antebrazos teñidos de azul de por vida.
9. Despite, que es el corte y sacado de las amarras después del teñido, lavado y secado; de esta manera aparecen los jaspes del pañón.
10. Tramado, es la colocación del hilo azul dentro del tejido antes de colocarse en el telar, por intermedio del tramador que es una varilla de madera que lleva envuelto a lo largo el hilo de la trama.
11. Tejido, es el trabajo de hacer el paño en un improvisado telar sujeto a un árbol y a la cintura de la tejedora. Se usan cayllua, putic, priende, cungalpos, hillahua, aparina o cargadora, chamba con soga, etc. Del tejido y del hilo depende la calidad o finura de la obra. Dejan los extremos sin tejer de una cuarta y tres dedos para los flecos de la blonda.
12. Amarrado, es el último proceso en el que se hace la blonda, pues el pañón envuelto en un cungalpo deja libre los flecos que son amarrados en nudos formando artísticas figuras o labores, como dalia chotana, dalia extranjera, corbatita, tarjetas para fondo blanco, caracucho en coco, jarritas, corazones, perritos, etc.
Esta industria manufacturera es a la vez un medio de vida tradicional y un problema social, ya que las trabajadoras de campo y pueblo si bien tienen un modo modestísimo de subsistencia, un entretenimiento que siempre las tiene ocupadas, pero es un problema de pobreza y atraso, porque su trabajo no recibe el justiprecio que pueda cubrir sus elementales necesidades, antes bien, los que obtienen mejores ganancias son los comercializadores intermediarios.
Los pañones se hacen durante todo un año y se venden especialmente en la feria de setiembre por un cuarto a medio salario mínimo vital que en todo caso no representa de ningún modo el esfuerzo desplegado durante muchos días y además tenerlos guardados algún tiempo en espera de la feria.
Hace falta una campaña de estímulo, apoyo y promoción a esta manufactura que por siglos conservan las tacabambinas. Se precisa de ayuda estatal y de las autoridades e instituciones locales.
El doctor Gilberto Gálvez Delgado decía que es menester organizar a nuestras artesanas, dotarlas de talleres comunales, préstamos, materias primas, tintes indelebles y multicolores, fomentar el turismo, buscar mercados y la comercialización directa, sin olvidar de premiar su trabajo en las exposiciones artesanales.
Reconozco y alabo a las numerosas exponentes de esta industria netamente tacabambina, nadie puede olvidar los famosos pañones de doña Luisa Martínez, Noemí López, Celinda Cubas, Yolanda Paredes, Teresa Fernández, las hermanas Ortiz de Cumpampa, las Guevara de Las Tunas, Cleotilde Sánchez, etc.
Las mejores tintoreras: Anita Sánchez de Corillama, Carlota Quintana de Ayaque, Juana Cubas y Luz Elena Cardozo de Las Tunas.
Mi admiración para todas las pañoneras de mi tierra y mi ferviente deseo de que alcancen mejores niveles de prosperidad y prestigio. Son como un anónimo ejército que resguarda la prestancia productiva de su pueblo con las armas encallecidas de sus manos y su corazón enardecido de esperanzas.

HISTORIA DE TACABAMBA

Tacabamba es uno de los pueblos más antiguos de la Región Cajamarca, situado en la parte oriental de la provincia de Chota ; data de épocas pre incaicas y remotas. Tuvo legendaria vida durante el Tahuanrinsuyo. De la conquista conserva un historial evocativo, un letargo virreinal e intensa participación en la República.
REFERENCIA HISTÓRICA
ETIMOLOGÍA.- La palabra Tacabamba deriva de dos voces quechuas: TACA = del verbo TACAY que significa machucar, macerar, golpear y BAMBA = que viene de PAMPA que significa llano cubierto de pastos.Los aborígenes decían A este lugar TACAYPAMPA que significa “Pampa del golpe”.
LEYENDAS
«Los dioses de oro»
Habitaban la zona dos valerosas y aguerridas tribus, cuyos dominios separaba un tupido bosque de cedros que cubría todo el valle, el cual era motivo de permanente disputa: Los Yungas a los lados norte y este, en los lugares de Solugán, Colcapampa y Pilco; y la tribu de los Ichcanes al lado sur, en los lugares de Ayaque y Lascán, (antes Lachicán y originalmente Ichcán).Los “ichcanes”, con su cacique Ayak adoraban a un ídolo de oro macizo el “Corillama” (llama de oro). Los “Yungas” con su jefe Cundak tenían como Dios al “Corikero” (perol de oro). Guerreaban frecuentemente y sus enfrentamientos, peleas y batallas campales los hacían en las pampas y a golpes con cachiporras. Al llegar el primer grupo de españoles (mistis) tuvieron contacto con los ichcanes y amistosamente hicieron planes de ayuda mutua, comprometiéndose los conquistadores con sus aliados para derrotar a los yungas. El interés de los mistis era el apoderarse en primer lugar, de los dioses de oro y de todo lo demás, luego de someterlos, como así fue.
En los momentos decisivos de la lucha, en cruenta y desigual batalla , los yungas fueron derrotados y antes de sufrir la sumisión y escarnio prefieren la muerte valerosa, y algo más digno todavía, no permiten que intrusas manos se apoderen de su dios, llevándolo en sus hombros, al escape, descienden hasta el Cóndac y lo arrojan de la catarata en su profundo pozo tenebroso y allí desde lo alto de una roca prominente, Cundak su jefe se arroja también, seguido de todos los sobrevivientes, entregando su vida en holocausto final al Corikero. Ayak, cacique de los ichcanes, al ver a su tribu burlada y sometida, se rebeló contra los españoles. Fue derrotado y arrojado vivo a una cueva de profundidad inconmensurable (hoy el Infiernillo).
El Corillama, junto a cuantiosos tesoros que eran enviados a España, cayó en las profundidades del mar, cuando el galeón que los llevaba del Perú fue asaltado por los piratas y sus mismos conductores prefirieron fondearlo.
Leyenda de los batanes y el ganado
La cuantiosa y selecta producción de maíz, de la cual, gran parte convertida en la tradicional “chochoca”, daba la nota musical característica de los batanes (piedras planas, duras y grandes, utilizadas para moler granos) que resonaban “taca, taca, taca” todo el día, con el golpe del chungo (piedra ovoide alargada y dura).
También solían triturar la sal para cebar el ganado vacuno de los españoles, resonaba en los cerros el “taca -taca, taca -taca” del eco grave y pertinaz.
Además, le llamaban pampa del golpe, porque los transeúntes eran embestidos y golpeados por los toros bravos de los nuevos dueños de estas tierras. También por los enfrentamientos con cachiporras entre los aborígenes.
Una grandiosa laguna.
Tacabamba originariamente fue una laguna de considerables dimensiones.“Las Piedras Gordas” de la loma, eran hasta 1950 en que fueron destruidas, irrefutable testimonio por su gran tamaño y forma, de que habían rodado distancias considerables, bajo la presión de una inmensa masa de agua en movimiento, hacen posiblemente muchos miles de años.
Esto, sumado a algunos estudios geológicos, asegura la tesis de que el medio geográfico de Tacabamba fue originalmente una gran laguna de no menos de diez kilómetros de largo por dos de ancho, la misma que llegó a desaguarse al romperse el contrafuerte rocoso de Succhapampa y Solugán. Su lecho se convirtió en un hermoso valle por los que discurren los ríos Conchano, Lascano, Tuspón; que al reunirse forman el Tacabamba, cuyas aguas se dirigen al oriente y pasan por un profundo cañón entre la cordillera, allí sobresale en importancia la catarata de Cóndac.
PRESENCIA ESPAÑOLA.
Cuando se recibía en Cajamarca el oro para el Rescate de Atahualpa, los españoles supieron de la existencia de Tacaypampa y decidieron enviar un piquete de soldados tras el origen de las importantes muestras del precioso metal. Diego Niño Ladrón de Guevara encabezó la expedición. Sometió a los
Ichkanes y a los Yunkas, se apoderó del Korillama y otras riquezas y de hecho se quedó con él un grupo de españoles para explotar oro principalmente.
“Sucursal del Cielo”
Cuando era Alcalde don Manuel F.Camacho Herrera (1952), el Concejo Municipal dispuso que todas las casas de la ciudad sean pintadas de celeste las puertas, ventanas, balcones y zócalos, y de blanco las paredes. Para lograr el éxito total, la Municipalidad donaba la pintura al vecindario. De tal manera que uniformadas las viviendas daban un aspecto muy peculiar, agradable y simpático para muchos, criticable negativamente para otros. Dos paisanos visitantes llegaban por el Kengo, y al contemplar el panorama, uno de ellos José Paredes Vidaurre exclamó ¡Tacabamba mi tierra es el cielo! , el otro José Fernández “Chepo” dijo: Con que sea la “sucursal” nos contentamos. Nunca antes se escuchó ni leyó este característico apelativo: Tacabamba “Sucursal del Cielo”.
PROCESO DE FORMACIÓN
*Etapa Pre – Inca.- Forma parte de la región de los Huambas (hoy constituye el centro de Cajamarca)
*Etapa Incaica.- Pasó a formar parte del Tahuantinsuyo, por conquista del príncipe Túpac Yupanqui.
*En la Colonia.- Fundada en la época del colonizador Niño Ladrón de Guevara (a orillas del río Tuspón ) 1,545.
*Emancipación.- El 9 de enero y el y el 21 de mayo de 1821 Tacabamba participó en la proclamación de la independencia de Chota y Jaén respectivamente. En la administración política de Simón Bolívar se reconoce como Distrito, un 16 de abril de 1825, cuando se creó la provincia de Chota.
*República.- Es histórica la presencia de Tacabamba en la Guerra con Chile, con su aporte en dinero y joyas y con importante contingente a órdenes de los hermanos Marcos y Noé Tapia y Francisco Villacorta. Noé murió combatiendo en la defensa de Lima.
En la guerra con Ecuador de 1941 participaron en defensa de la Patria el Capellán del Ejército RP.
Carlomán Duárez Delgado que perdió la vida y el Capitán EP. José Orlandini Olano. Asimismo, en el conflicto de 1995 lo hizo el Capitán Ciro Bocanegra Loayza. El 21 de Enero de 1996 visitó Tacabamba el Presidente de la República Ing. Alberto Fujimori Fujimori, dando disposiciones importantes para su progreso.
ELEVACIÓN AL RANGO DE CIUDAD
Como aparente compensación por la desmembración de su amplio territorio al crearse nuevos distritos, el Gobierno eleva a la categoría de ciudad al poblado de Tacabamba por ley del 17 de octubre de 1893.
ASPECTO GEOGRÁFICO
Ubicación.- Nor – Este de la ciudad de Chota
Longitud.-78º 36’ 33’’y 78º de longitud Occidental
Latitud.- 06º 23’ 27’’ de latitud Sur
Altitud.- 2 060 m. s. n. m.
Demarcación Política.- Límites.Norte: Prov. de Cutervo y Anguía, – Sur: Chiguirip, Conchán Paccha y
Chalamarca. – Este : Chimbán y Chadín. – Oeste: Prov. Cutervo. Este: Chimbán Oeste : Chiguirip
Distancia.- 35 Km., de la ciudad de Chota
Extensión.- 196.25 Km 2h
Hidrografía.- Ríos Conchano, Lascano, Tuspón y Tacabambai) Clima :Templado en el valle. – Frío en las comarcas altas – Caluroso en las comarcas bajas.
Población : 15,192 habitantes. (Censo de 1990)
Densidad :0 habitantes por Km2.
PRODUCCIÓN: Tacabamba es una zona ganadera por excelencia, destacando también en su producción papa y limas.
COMERCIO: Sus principales mercados son los de Chota, Cutervo, Cajamarca, Chiclayo y el Nor
Oriente.
SITIOS DE INTERÉS TURÍSTICO
Ø Aguas temperadas de la Quinta y Cumpampa.
Ø Cerros: Agomarca, Calvario, Chalpón, Potrerillo, Chaccha, Peña Blanca, Pasamano, Hornamo (Púcara).
Ø Cuevas El Infiernillo en Las Tunas y de los Murciélagos en el Cóndac.
Ø Catarata “EL CONDAC”
Ø Cascadas de: Solugán, Choaguit, Nuevo San Martín.
Ø Playas de El Tingo, Río Grande, La Matea, La Encañada y Tuspón
Ø Ciudadela Inca de Tacaypampa -Comunidad de Nuevo San Martín: (chulpa, muralla de piedra, cavernas funerarias,…)
Ø Miradores: Capilla de Chalpón, Cerro de Ayaque, Cerro San Pablo del Granero, El Quengo en la Quinta.
FESTIVIDADES:
La principal es la Feria Regional del 14 Setiembre en honor a su Patrono el Señor de la Misericordia.
Se celebran también tradicionalmente la Semana Santa, la Navidad y loscarnavales.Lfiesta de las cruces en todas las comarcas y aún en la ciudad, la primera quincena de mayo, cuando las cosechas empiezan con sabor a humitas y a fríjol verde, para variar los infaltables cuyes fritos y chicharronadas.
El 6 de Agosto la fiesta de la Cruz de Chalpón.El 17 de Octubre el aniversario de la ciudad.El 12 de Junio y el 4 de Noviembre, los aniversarios de las Instituciones Educativas Nº 10446 y Colegio Secundario Víctor Herrera Delgado respectivamente.
En el ámbito distrital: Fiesta de Carnavales de Chugmar, La Cruz de Solugán el 3 de mayo, El Señor del Milagro de Cumpampa el 10 de mayo, San Antonio en Púcara el 13 de junio, etc.

FESTIVIDAD PATRONAL

FESTIVIDAD PATRONAL
INTROITO.- Festividad, Fiesta o Feria, son tres conceptos aplicables a una celebración como la presente. Sin embargo, tienen sus diferencias y consiguiente uso: Antes se decía «Fiesta de Setiembre», después, «Feria Patronal», “Festividad”, etc. Fiesta es un evento social, Feria un evento comercial o cultural. Festividad es algo más amplio, completo o complejo, ante todo implica solemnidad, pero también puede comprender aspectos socio económicos y culturales. Aisladamente podemos decir Feria de Tacabamba (refiriéndonos al comercio, negocios). Fiesta o Feria Taurina. Fiesta Cívica (día de la identidad, de la fraternidad). Festival (pirotécnico, de la lima), etc. Incluye también el término “certamen” (de belleza por ejemplo)
Tacabamba, población norteña, en el corazón andino de la Región Cajamarca, equidistante de Chota y Cutervo; está de fiesta, se viste de gala y tira las casas por las ventanas, con motivo de su POMPA PATRONAL, FERIA COMERCIAL y EVENTOS FESTIVOS, en honor al SEÑOR DE LA MISERICORDIA: su guía y modelo espiritual. La festividad dura dos semanas y el día central es el 14 de Setiembre.
Este distrito es el más antiguo y progresista de la provincia de Chota, desde que el Libertador Simón Bolívar lo reconociera como tal el 16 de Abril de 1825, tras casi tres siglos de colonialismo y conquista a partir del año 1545 en que, atraído por las interesantes noticias de su oro que se conoció en el Rescate de Atahualpa, el colonizador español NIÑO LADRÓN DE GUEVARA y un piquete de soldados llegó a las comarcas de TACAYPAMPA (“lugar de golpe”) que ancestralmente estaban habitadas por dos tribus aborígenes los ICHKANES Y LOS YUNKAS, sometidos al Tahuantinsuyo por el Príncipe Yupanqui, hermano del inca Pachacútec; haciendo un pacto los españoles con los primeros para derrotar a los yunkas y con el premeditado deseo de apoderarse de sus dioses de oro macizo: KORILLAMA Y KORIKERO respectivamente.
La catarata del Cóndac guarda en sus entrañas el codiciado perol de oro de los vencidos (Leyenda de los dioses de oro).
TACABAMBA está llena de leyendas y acontecimientos que la enriquecen en las diferentes etapas de la historia nacional. 47 alcaldes a partir del año 1800 han trabajado por su prestigio y prosperidad, hoy se muestra interesante y atractiva a todos los visitantes que especialmente en su FERIA la frecuentan y elogian.
La festividad de Setiembre tiene ya una antigüedad de más de cien años, pues la primera fue la del año 1892 a instancias de don Mesías Silva y el respaldo de un gran número de ciudadanos. Desde un principio tuvo el carácter de feria debido a la gran concurrencia a la antigua fiesta de la Virgen de los Dolores de Anguía que sucesivamente fue hacienda y luego anexo de Tacabamba, antes de convertirse en Distrito.
El Señor de la Misericordia llegó a Tacabamba en 1850 conducido por fray Pedro Antonio de Leseta, predicador ecuatoriano que falleció en 1855, año en que fue proclamado como su Patrón. (Ver folleto de Tacabamba y su Patrono).
La Feria de Tacabamba, tiene a la fecha gran connotación tanto por la fe religiosa que atrae a tacabambinos de diferentes ámbitos del país y del extranjero.
La solemnidad de sus misas y procesiones dejan huellas imborrables en las conciencias y el recuerdo de los feligreses; así como en los comerciantes que saben del éxito de sus negocios y de turistas y fiesteros que saben de la esplendidez de las celebraciones festivas.
El tacabambino trabaja todo el año para criar su ganado que será vendido en la feria, y lo compran negociantes que lo conducen a los principales mercados de carne de la costa. El ganado fino o lechero, cuya crianza tiene mucho auge y prestigio, se vende después de la exposición agropecuaria.
Las artesanas hacen sus tejidos, especialmente los afamados pañones o chales hechos a mano, de algodón y con flecos amarrados, de fondo blanco o azul, que son comprados por negociantes bambamarquinos y cajamarquinos que los llevan a sus terruños para usarlos o venderlos a los turistas y aficionados a los concursos de marinera que hacen gala de esta vestimenta.
Los talabarteros y comerciantes locales preparan sus mejores obras y estoks para venderlos en la feria.Los agricultores cultivan todas las subsistencias para la manutención del enorme contingente que plena la ciudad en los días festivos, las panaderías por lo consiguiente, en especial para surtir las encomiendas de los visitantes, con roscas de sal, roscas confitadas, panecitos, bizcochuelos, turcas, empanadas, pasteles ,alfajores, cortadillos y semitas.
Grandes cantidades de guarapo, miel de parada, rallados y alfeñiques, subproductos de la caña, se comercializan en la feria.
Las variadas frutas, especialmente las inigualables limas hacen el deleite natural de propios y extraños que las llevan como testimonio de la “Sucursal del Cielo” a sus lugares de origen.
Los quesos, ahora en sus variadas calidades, no pueden dejar de ser parte de la dieta diaria de los comensales y del bagaje del retorno.
El Alto Perú con sus numerosas picanterías, hace ostentación de espléndidas gastronómicas con estofado de cuyes y cuyes fritos, con pedreados de cerdo, arroz concolón y el afamado shiringo, sin dejar de beber la agradable chicha o la temeraria.
Le toca a los aficionados galleros, presentar los mejores galpones a los equipos de aficionados visitantes, que se juegan y apuestan cuanto tienen por llevarse los trofeos y la gloria a sus terruños.
Las rondas campesinas y sus imponentes desfiles, sus reinados de belleza: Mis Tacabamba y la Flor de la Lima, concursos de bandas típicas y caballos de paso, exposiciones agropecuarias y artesanales hacen de la festividad un reto de competencia y estímulo, prestigiosas corridas de toros no dejan envidiar a las mejores del país, ahora, con la innovación del Coso Taurino de gran capacidad y las mejores cuadrillas de toreros, rejoneadores expertos de la tauromaquia.
Grandes bailes sociales y populares hacen derroche de alegría, saludes, viandas y prestigiosos grupos musicales contratados en Lima y otras ciudades importantes.
Noches maravillosas de pirotecnia e invitaciones especiales de las familias hacen de cada año un motivo más para el retorno “del año entrante”.
Nuestra feria, gran oportunidad para practicar la identidad de los tacabambinos, pues, es como una cita cumbre para el reencuentro de paisanos y amigos que llegan desde lugares lejanos, aún del extranjero.
Las colonias en diferentes ciudades del país hacen lo propio, celebrando la Fiesta de Setiembre. En Chiclayo cada año se cumple una gran programación, los últimos diez días del mes, en la Quinta Gálvez y el Recinto Tacabamba. La Hermandad y el Club invitan cada año a la colectividad, paisanos y amigos.